Juez encarceló a una niña de 16 años con 30 hombres. Lo que le hicieron fue peor que matarla


En la ciudad de Soyapango en El Salvador, una jueza fue destituida de su cargo, debido a que encarceló a una menor de edad en una celda masculina por un mes completo, donde sufrió violencia física y psicológica, múltiples abusos sexuales por más de 30 hombres, y fue contagiada de SIDA y algunas otras enfermedades de transmisión sexual. Su sentencia se dio únicamente porque la menor tuvo discusión que llevó a los golpes con la hija de la jueza.

Los hechos ocurrieron en el mes de octubre, cuando la joven de 15 años de edad fue llevada ante la justicia después de haber sostenido una discusión con golpes con la hija de la jueza en la secundaria donde estudian; Clarice María de Andrade, misma que ante la sobreprotección hacia su hija y el abuso de autoridad, le puso la peor de las sentencias a la menor al haberla encarcelado durante todo un mes en un cárcel de hombres.


Desde el primer momento en que ingresó a esta celda fue violentada de muchas formas, golpes, violaciones, torturas y amenazas, pero la chica de alguna forma se las arregló para avisar a las autoridades e inmediatamente la jueza recibió una carta para que la chica fuera transferida a otra prisión y fue ahí cuando se dieron cuenta de todo.



La menor presentaba heridas en su cuerpo y cuando fue examinada por médicos le detectaron que fue contagiada por VIH y gonorrea, por lo que de inmediato la jueza fue investigada y determinaron que se trataba de una venganza hacia la chica que golpeó a su propia hija.

Este impulso de sobreprotección y abuso de autoridad le costó el puesto como jueza de Soyapango en El Salvador y podría pasar unos cuantos años en la cárcel, mientras que la menor se encuentra recuperándose en un hospital cercano y recibiendo el tratamiento necesario para controlar sus enfermedades que podrían costarle la vida.



Recomendados


Artículo recomendado
BADABUN te recomienda